Será que somos banda a parte.

No sé qué tiene este vídeo que me da tan buen rollo, tan calmado, tan sencillo, tan amable… surgen emociones utópicas de revoluciones por llegar, en las que si no me dejan bailar no podré participar. Bailemos, pues, antes de que se acabe la música (en todas las facetas de la vida), antes de que el silencio se adueñe de unas mentes que no podrían sobrevivir sin ideas. Transportémonos a los tiempos en los que soñar no era un pecado, ni tampoco un gasto, y gozemos de pensamientos puros que pretendan derribar el ladrillo con el que se taponan nuestros sentidos, que prendan la gasa que oscurece nuestra visión, y no nos permite bailar al son de la belleza. Y, joder, por qué no, porque vendimita comienza a ser el nombre de una honesta y creativa actitud.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s